Desarrollo del sistema de iluminación del Opel Adam

Bertrandt Rüsselsheim es el responsable de dotar al vehículo deportivo de luz y visibilidad

El atractivo ADAM es el modelo más moderno en la gama de productos de Opel, además de la oferta más reciente de la histórica marca dentro del segmento de los vehículos pequeños, en constante crecimiento. La prioridad fundamental era personalizar este vehículo deportivo para satisfacer las demandas de un grupo objetivo joven e individualista. En la creación de su imagen, nueva y fresca, se contó con la participación de Bertrandt.  

 

Bertrandt asume la responsabilidad del desarrollo de la iluminación

El ADAM, el nuevo vehículo deportivo urbano, presenta un diseño que obedece sin ambages a los gustos de los jóvenes, ya sea de edad o de espíritu. Un elemento fundamental de su nueva imagen es la iluminación; los especialistas en iluminación y visibilidad del emplazamiento de Bertrandt en Rüsselsheim asumieron la responsabilidad de desarrollar e integrar todas las luces exteriores del vehículo y, junto con Opel y sus proveedores Varroc y Hella, ponen en práctica las ambiciosas ideas de los diseñadores de Opel.

 

Posibilidades de personalización ilimitadas

El foco de atención durante el desarrollo del ADAM se centraba en ofrecer a los clientes una amplia libertad para diseñar y personalizar su propio vehículo. Este concepto se extiende a la iluminación, con versiones halógenas y de LED de primer nivel tanto de los faros delanteros como traseros. Ambas luces trasladan la imagen actual de Opel, con un diseño llamativo que incluye las «alas» con forma de boomerang de las luces de marcha diurna y las luces traseras. Las variantes LED presentan una apariencia extremadamente homogénea y de alta calidad. El diseño refleja el estilo sólido y juvenil de la carrocería, y lo resalta con elementos cromados y con las alas externas mencionadas más arriba.

Experimentar la calidad de primera mano

La calidad del diseño fue otro punto fundamental de las actividades de desarrollo de Bertrandt. Además del proceso estándar de reducir los espacios entre componentes, se prestó una especial atención a la posibilidad de disimular, por ejemplo, las soldaduras de sellado entre los paneles de la estructura en bruto. La variante en dos tonalidades del ADAM le planteó al equipo de desarrollo la tarea de ocultar la transición entre el color del techo y el color de la carrocería en todo el vehículo. En la zona de las luces traseras, se encontró una solución elegante en forma de un amplio embellecedor de las canaletas. Uno de los retos a los que se enfrentó el equipo de desarrollo fue el de gestionar las tolerancias de forma eficaz. El embellecedor de las canaletas estaba elaborado a partir de dos componentes, con una lengüeta flexible de caucho que adapta las tolerancias, oculta la canaleta cuando el maletero está abierto y confiere al espacio entre la puerta del maletero y el panel lateral un aspecto armonioso y despejado.

 

Todos los servicios bajo el mismo techo: desde la concepción hasta el inicio de la producción

Durante el desarrollo de este ambicioso concepto de vehículo, Bertrandt asumió una gran responsabilidad. En el transcurso del proceso de desarrollo de tres años, ingenieros de proyecto y de diseño trabajaron en la creación de soluciones inteligentes. El proyecto de iluminación se completó en su totalidad en las instalaciones de Bertrandt, pero también se integró por completo en los procesos de Opel. El equipo de Bertrandt siguió todas las fases del proceso de desarrollo clásico para el Opel ADAM, entre las que se incluían la especificación de los requisitos, la producción de los conceptos del paquete inicial, la evaluación de las directrices de diseño mediante sus propias simulaciones, el desarrollo de prototipos virtuales a través de unas prestaciones físicamente correctas, la gestión y el control de proveedores y el soporte para el inicio de la producción. El desarrollo del Opel ADAM permitió a Bertrandt poner de manifiesto su capacidad en la prestación de servicios de tecnología en un entorno innovador como parte de un proyecto complejo. Nos gustaría dar las gracias a Opel por su asociación con nosotros, y esperamos participar en nuevos proyectos en el futuro.